Belleza

Tratamiento y peinado

Tratamiento y peinado
Escrito por Todo Ocio

Tratamiento y peinado

Lo mejor para tu pelo

 

 

La maña que se dan algunas personas con los productos capilares es asombrosa. Sacan partido a una melena con poco volumen, controlan los rizos a su antojo y, con un buen corte, hacen milagros sólo con su pelo y unas gotas de spray, cera o espuma.

 

El champú es el primer eslabón de una cadena de productos que te ayudan a tratar y dar estilo a todos los peinados. Acondicionadores, mascarillas, espumas, geles, cremas o ceras para fijar, dar brillo y volumen, despeinar, peinar, alborotar, alisar, rizar… hay nuevos sistemas para trabajar y reparar el cabello dañado. Si tienes dudas sobre los productos adecuados a tu pelo, asesórate en la peluquería.

 

 

            Geles para un efecto mojado

 

El aspecto húmedo se consigue con geles que no endurecen el pelo y aportan un aspecto informal y fresco. Son una buena solución para arreglar el cabello con rapidez al salir del gimnasio o para un cambio de aspecto fulminante.

 

Para aplicarlos, pon en la palma de la mano una o dos avellanas de gel, trabájalo con la otra y pásalo a lo largo del cabello (preferentemente húmedo) desde la raíz a las puntas, modelando al mismo tiempo la forma deseada.

 

En un pelo corto, para conseguir un estilo desestructurado, trabájalo en las raíces retorciendo el cabello y aplicando calor para fijar el estilo. Puedes darle forma con Agua Gloss de L’Oréal Professionnel (16,40 €), que tiene silicona y activos hidratantes.

 

 

 

            Un aire despeinado

 

Los productos de modelaje, ceras, geles y gominas, son los aliados perfectos de estos estilos despeinados, los favoritos de los jóvenes. También hay productos para ‘ensuciar’ el pelo pero de una forma limpia y cuidada.

 

Si tienes el pelo liso, sécalo con los dedos y aplica cera de medios a puntas apretando los mechones con las manos. Si lo tienes rizado, marca las puntas de algunos mechones con cera o gomina y después, revuélvelos con los dedos.

 

 

 

            Analiza tu cabello

 

Haz este sencillo test elaborado por Pantene Pro-V:

 

1/ Arranca suavemente un pelo de la parte superior de la cabeza. Compara la raíz y la punta: si esta última tiene el diámetro más pequeño, es que el pelo está seco; si está más clara, deshidratado. Si tienen el mismo aspecto, tu pelo está muy sano.

 

2/ Con las manos secas, toma un cabello y pasa los dedos índice y pulgar con fuerza, si no forma una espiral es que está débil o ha perdido volumen.

 

3/ Mete un pelo en una probeta o un frasco con agua. Si recupera rápidamente su forma inicial es que conserva su elasticidad natural.

 

 

            Todos los problemas tienen solución

 

 

Pelo rizado y sin gracia

 

Al alisarlo con secador o plancha no olvides aplicarte antes un producto capilar antitérmico que envuelva la cutícula protegiéndola del calor excesivo. Para lograr un rizo natural bonito, aplica una pequeña cantidad de espuma con el pelo húmedo y sécalo con el difusor, apretando las puntas con las palmas de las manos. Si no está recién lavado, rocía la cabeza con agua y a continuación con un spray que fije el peinado y aporte brillo.

 

Prueba Agua Disciplinante Clean Control Fructis Style de Garnier (6,18 €). Para dar vida a rizos y permanentes, emplea el Revitalizador de rizo de Redken (18,80 €), deja el pelo brillante y muy manejable. Si quieres rizos flexibles usa Espuma Boucl’Perfect de L’Oréal Paris (6,20 €).

 

 

 

 

Pelo fino y sin volumen

 

Si tu cabello queda lacio y sin cuerpo le falta nervio por lo que el peinado dura menos que un suspiro. Utiliza siempre un champú especial para dar volumen. Recurre a espumas, sprays y geles que no engrasen ni apelmacen. Aplica el producto sobre el cabello húmedo tras secarlo con la toalla y, si no usas secador, levanta las raíces con los dedos. Recuerda que tienes espumas que aportan volumen como Volumactive de Kérastase (16,70 €, en peluquerías).

 

Procura no usar sombreros, gorros o pañuelos que aplasten el cabello. Si lo haces, una solución para que recupere la forma enseguida es el Champú Extra-volumen de Herbal Essences (5,30 €), que además proporciona cuerpo y brillo.

 

 

 

 Pelo teñido y castigado

 

Como necesita mucha hidratación, aplica un sérum para las puntas que selle la cutícula, como Fit ends de Schwarzkopf Profesional (11,59 €, en peluquerías). Para peinarlo, modela con los dedos, insistiendo en la raíz. Usa una espuma para dar cuerpo y brillo antes de salir. Lo puedes hacer con Magic Osis de Schwarzkopf Profesional (12,55 €, en peluquerías), una crema de brillo que además suaviza.

 

No pierdas la ocasión de ponerte una mascarilla. Aporta hidratación en profundidad y brillo. Si tienes el cabello muy estropeado, utilízala en muy pequeña cantidad todos los días en las puntas. Déjala actuar durante unos minutos y aclara el pelo abundantemente.

 

 

 

Pelo encrespado y quebradizo

 

Se produce en cabello normal y grueso con aspecto fosco, que es difícil de alisar y darle forma. Necesita productos específicos que aporten brillo, suavicen la fibra capilar y faciliten el peinado. Cuando es corto, un toque de cera con la punta de los dedos esculpe los mechones, fija el peinado y evita que se alborote. Lo puedes hacer con la cera de moldear Shaping Wax de Clinique (19 €).

 

Prueba también Scream Osis de Schwarzkopf Profesional (13,88 €, en peluquerías), una loción antiencrespado que también controla la electricidad estática. Addictive All Soft de Redken (21 €, en peluquerías) aporta suavidad, facilita el desenredado y deja el pelo sedoso.

 

 

Sobre el autor

Todo Ocio

Deja un comentario