Psicología

Hombres que prefieren mantenerse solteros

hombres-que-prefieren-mantenerse-solteros
Escrito por Todo Ocio

Hombres que prefieren mantenerse solteros

 

Eres libre, un soltero empedernido  que no está comprometido con nadie en particular, en capacidad de farrear y dormir hasta el mediodía sin que alguien te diga qué hacer.

Es una vida fantástica ¿verdad? En la actualidad,  no hay una presión social real que apresure a nadie a casarse una vez que se gradúa del colegio o la universidad. Se puede tener una relación, incluso íntima, sin tener que decir “Sí acepto” y la mayoría de las personas están esperando  que pasen algunos años antes de comprometerse y amarrarse del todo. Sin embargo, esa inquietante pregunta sigue apareciendo en tu cabeza una y otra vez ¿debo comprometerme? ¿Debo pedir rescate por mi liberada? ¿Será conveniente que me embarque en la gran búsqueda del alma gemela y de buen agrado le diga adiós para siempre a mis días de soltería? “Las respuestas son todas tuyas, tú sabrás lo que te conviene” dice Mathew Fitzgerald, autor del libro Sexploitation y de varios artículos sobre temas de relaciones amorosas en diversos medios. A  continuación algunas de las razones por las que ellos prefieren la soltería:

Te puedes tomar todo el tiempo hasta encontrar a la mujer ideal

Una de las razones para mantenerse soltero es que puedes darte el lujo de esperar que tu verdadera alma gemela aparezca. Puedes tener suficiente tiempo para ingresar en las turbulentas aguas de la piscina de los compromisos y permanecer en ellas hasta que pesques lo mejor.

“En otras palabras, al esperar por la mujer adecuada, puedes evitar el mayor error de tu vida, y casarte por amor y no por desesperación. Es triste anotarlo pero muchos hombres se comprometen por las razones erróneas, como haber llegado a cierta edad o porque sus amigos ya se han casado o porque no han tenido éxito en sus compromisos anteriores o porque, finalmente, alguien les pone atención…

La razón para mantenerse soltero hasta que se encuentre la persona más adecuada, incrementa las posibilidades de no ser parte de las estadísticas de hombres divorciados”, anota el autor.

Puedes enfocarte en tu carrera

La segunda razón válida para mantener la soltería es la oportunidad de poder construir una carrera, sin tener que gastar demasiada energía en relacionarte con alguien que, finalmente, no será la mujer de tu vida. “Estarás libre para trabajar largas horas, incluso fines de semana o para hacer todo aquello que te lleve al éxito. Esto es especialmente una realidad si se trata de carreras demandantes como la medicina, abogacía o economía.

Seguramente si esperas a tener éxito, tendrás también más tiempo para salir con esas posibles “futuras esposas” sin que tengas que enloquecer intentando cumplir con todo a la vez”, señala Fitzgerald.

Puedes hacer lo que quieras cuando quieras

Cuando una persona está soltera el mundo es su ostra. Puede ir a dondequiera y hacer lo que quiera en el tiempo que quiera. Nadie estará exigiendo que haga las compras, lave los platos o “deje de ser un niño” y madure de una vez. “Tienes total libertad para verte con los amigos, farrear hasta el amanecer y encontrar siempre el tiempo suficiente para realizar todos aquellos intereses o entretenimientos que tengas en mente. Además, te puedes dar el lujo de irte a casa y estar a tus anchas, si así lo deseas”, dice el autor.

Puedes ahorrar

Mantenerse soltero significa no verse forzado a comprar el anillo de brillantes ni tener que enfrentar otros gastos que vienen con el compromiso y el matrimonio. Según el autor, “los solteros no tienen obligaciones legales o financieras hacia nadie que no sea ellos mismos, pero el rato que exista un compromiso de por medio, los gastos se duplican, la libertad de gastar lo que se tiene, deja de ser un privilegio pues en adelante, todo se deberá hacer de común acuerdo”.

Puedes disfrutar de la tranquilidad

Otra razón por la que los hombres prefieren mantenerse solteros es que aman la paz y la tranquilidad y no están dispuestos a perderlas, a menos que encuentren la mujer de su  vida.

“Cuando comparte la vida con una mujer, el hombre debe estar dispuesto a los cambios de humor de su compañera y a las tormentas emocionales, así como  que ella le culpe de muchas cosas que no funcionan en su vida, mientras que si se mantiene una relación casual sin que se haya mencionado la posibilidad de que ella se convierta en esposa, si ella termina siendo bastante más complicada de lo que se esperaba, simplemente el hombre puede pedirle que dejen de verse por un tiempo o de modo definitivo sin problema”, dice el autor.

Puedes quedarte con tus juguetes

Cuando el hombre está soltero puede seguir siendo ese niño que nunca dejará de ser: mantener su carro deportivo, su bicicleta de carreras, su súper moto, pequeños gustitos que pudieran ser un gran estorbo y desaparecer de la noche a la mañana si se casa. “La mujer no estará dispuesta a que se gaste el dinero de la pareja en absurdos juguetes y actividades que para nada la incluyan, al fin y al cabo ella ha dejado de gastar en ropa, maquillaje y otros pequeños lujos y, por tanto, espera reciprocidad por parte de él”, anota Fitzgerald.

No tienes que comprometerte

Al permanecer soltero, el hombre no tiene que negociar constantemente  para que “ambos” puedan disfrutar de lo que a cada uno le gusta con la  aceptación de la pareja. “Esto pudiera incluir tener que ver películas románticas cada fin de semana porque a ella le gustan y él  ve sus propias películas en casa todo el tiempo, o tener que ir a reuniones con las amigas de ella o a una feria de antigüedades o algo por el estilo”.

En conclusión, si bien es cierto que el matrimonio tiene ciertos beneficios para los hombres que deciden atar el nudo, cuando ellos escogen mantenerse solteros, con toda seguridad estarán dejando la puerta abierta para encontrar más opciones y oportunidades en sus vidas.

Los hombres suelen ser algo más egoístas que las mujeres, en especial cuando se trata de su preciosa independencia,  la cual no están dispuestos  a abandonar, a menos que tengan la seguridad de que quieren pasar el resto de sus vidas con “esa mujer”, que les ha robado el corazón y hasta la razón.

Sobre el autor

Todo Ocio

Deja un comentario